lunes, 2 de marzo de 2015

Moda seventy según según Love story

Desde chica siempre tuve afinidad por las historias tristes y emotivas. Recuerdo a mi mamá diciendo que me prohibiría seguir viendo La familia Ingalls y Heidi si éstas me hacían llorar, porque consideraba que yo era demasiado pequeña para sufrir tanto. Se ve que los dramas que padecían las protagonistas me tocaban el corazón, y pese a saber que se trataba de ficciones, no podía evitar lagrimear en cada capítulo. 
Cerca de mi adolescencia, una noche cualquiera de verano, ví por primera vez Love story en la televisión junto a un par de vecinas más o menos de mi edad. Todavía recuerdo cómo salimos a la vereda conmovidas en medio de un llanto inconsolable. Desde entonces, "amar es nunca tener que pedir perdón" fue como un mantra entre nosotras, y Ryan O' Neal, el dueño de nuestros sueños románticos. La historia del chico rico enamorado de la chica pobre que logra vencer prejuicios pero no a la muerte se volvió un clásico de los culebrones y generaciones enteras sucumbimos a ella. 


Se preguntarán a qué viene esta introducción. Pues bien, sucede que en una de las revistas que traje de mi viaje, Bazaar US, hay una nota inspirada en esta película con motivo del día de los enamorados... 


Resulta interesante que veamos algunos de los ítems que, siguiendo la tendencia consolidada del retorno de los 70's, son clásicos que podemos tener en nuestros guardarropas -o los de tías y madres- y nos permitirán lucir como Jenny, la heroína del film, sin demasiado esfuerzo...



Un hit de hace varias temporadas: jumpsuit de jean, con botas de gamuza, un combo ideal 



Juego de texturas: tweed y lana. Falda lápiz, blusa romántica y maxi abrigo. Prendas que abundan en tiendas vintage y dan ese toque nostálgico al look urbano invernal. Atención a los complementos: cinturones para definir la silueta, guantes y panties gruesas. 


El abrigo con cintura marcada. Un clásico que vuelve y se vio en varias pasarelas. Si tienen uno pero no encuentran el cinto pueden agregar otro -incluso a contra tono- para logar el efecto. Con gorro de lana y pantalones oxford, total look.


Salida arreglada y bohemia. Mini vestido con medias opacas y chaqueta de vestir -si es masculina, mejor-. Las botas son reemplazadas por zapatos delicados para marcar el estilo. 


Mi outfit favorito y sin dudas algo muy fácil de lograr: jeans levemente oxford, blusa o sweater finito y chaqueta tipo blazer. Los accesorios en color suela son complementos ideales porque remiten invariablemente a los 70's y suman onda a cualquier equipo. 


Gamuza en abrigo y cartera mediana con correa al hombro. Dos ítems que vendrán con todo en el invierno seventy. El pantalón tobillero sube un poco y se acompaña de tacones cómodos. 


Una apuesta más jugada: shorts y chaqueta con botas de caña alta. Para las más osadas, una opción acorde al protocolo del boliche o la salida de alta noche.  
En todos los casos, la melena suelta, lacia y con raya al medio refuerza la inspiración Ali MacGraw y el maquillaje natural remite a esos años en que los excesos todavía no estarían a la orden del día. 

Fotos de la página de Bazaar US

¿Qué me dicen de esta moda? ¿Creen poder adaptarla a sus guardarropas? Yo pienso que con los precios que se están manejando esta temporada, recurrir a lo que hay en casa -ir de compras al clóset-, es una solución posible y hasta necesaria. Por eso con la movida vintage y el revival setentoso, no será difícil lograr lucir trendies sin morir en el intento, verdad?
Aguardo sus comentarios, como siempre. Buena semana!

9 comentarios:

Lorena Perez dijo...

Me encanta la historia! y también soy de lagrimear. Vi la puesta de Broadway como para compensar tanto llanto!
Los últimos looks me parecen encantadores, divina moda setentera que tanto ha nutrido nuestros días!
besos Matichic!
Lore

Estelita Redelico dijo...

Todo puede ser reciclado, hay que jugar mucho con accesorios, detalles, maquillaje un buen nail art o un par de zapatos, algo que lo aggiorne un poco, para estas epocas que todo vale tanto es cuestion de ser creativos con lo que se tiene no? Beso grande y buena semana

Belen dijo...

me encanta la moda de los 70s y por supuesto me encanta ir "a comprar" al placard!!!

Mara 74 dijo...

me encanta la moda de los años 70 y tambien love story que vi 200000 veces y lloré en todas...

pato_l dijo...

Mati que recuerdo me trajiste !!!!!! la vi en cine y llore un monton!!!!! tambien tenia el libro y el poster ( esto ya es una antiguedad)!!!
Veremos que se puede adaptar para lograr un look de los 70- que no es mi decada preferida, por razones ajenas a la moda-
Buena semana

Alejandra dijo...

Uyy la vi mil veces Mati y claro que me emocioné! Me gusta esta moda y con este post me hiciste recordar que en mi placard tengo varios items y por supuesto serán rescatados y adaptados: cinturones, botas, faldas y abrigos :)
besos
Ale

ZARINA ROSS dijo...

Me gustó mucho este post! Siempre me identifiqué con los 60' y 70' aunque sé que nací en una de las mejores décadas, los 80'. Como vos, me considero una persona sensible y hago empatía casi con cualquier ser vivo, así que cuando veo una película que dé lugar a la lágrima es probable que en mí surta efecto. Después de leer tu post no me siento tan sola.

Beso!

matichica dijo...

Gracias a todas x abrir sus corazones! Me alegra que les guste el post, la nota de Bazaar es muy inspiradora, no?
Pato, coincido con lo de la década... Para este país es nefasta y ciertas prendas se asocian con esa época, sin dudas. Igual no dejan de parecerme bellas.
Love story es TODO, ja! Olvidé decirles que con mis vecinas escuchamos el cassette con la banda sonora hasta que lo gastamos, literalmente, ja!
Beso enorme, gracias otra vez!

Ana María dijo...

Love Story y Gosth son dos pekículas que me gustan y a la vez no ... es que no puedo soportar que no haya final felíz !!!! jajaja
Yo fui de compras no a mi propio placard sino al de mi madre. Pedí prestadas para siempre un par de blusas viintage que pronto estrenaré con unos jeans oxford que si son míos.